Barcelona ganó a puerta cerrada debido a los disturbios registrados en Cataluña

El Barcelona logró 3 puntos este domingo ante Las Palmas (al golearlo 3-0, en un Camp Nou cerrado al público debido a los enfrentamientos que se vivieron en Cataluña durante la celebración de un referédum.

El cuadro blaugrana llegó a siete victorias en LaLiga Santander, durante un encuentro en el que el equipo culé reaccionó en el segundo tiempo con los tantos de Sergio Busquets y doblete de Leo Messi.

Tras unos primeros 45 minutos muy igualados, el líder de la competición despertó a tiempo en el segundo tiempo, gracias en parte a la entrada de Iniesta y Rakitic, y resolvió un partido marcado por lo sucedido en Cataluña este domingo 1 de octubre.

Silencio en el Camp Nou, algo que jamás había sucedido en la historia contemporánea del templo azulgrana. Lo acontecido en Cataluña provocó que la Junta Directiva de la entidad catalana decidiera, finalmente, jugar el encuentro a puerta cerrada.

En un estadio en el que el único ruido ambiental fueron los gritos de los jugadores y las instrucciones de los técnicos, el duelo empezó con el Barcelona dominando el primer cuarto de hora, si bien no generó muchos problemas al cuadro de Pako Ayestarán, que hoy se estrenaba en el banquillo amarillo.

Sin Iniesta ni Rakitic en la medular, apostó Valverde por un centro del campo inusual con Busquets comandando las operaciones y Paulinho y Denis buscando conectar con Messi, Suárez y Aleix Vidal, el tridente atacante.

No obstante, el jugador más activo en los primeros minutos fue Sergi Roberto. Situado como lateral, el polivalente jugador de Reus se inventó el primer disparo peligroso que el argentino Chichizola resolvió sin muchos problemas.

A pesar del dominio azulgrana, Las Palmas no sufría demasiado en defensa y, cuando podía encadenar cuatro toques seguidos, llegaba con facilidad al área azulgrana.

En el minuto 21, Messi servía una falta directa que Leandro Chichizola salvó cuando parecía que el balón entraba por la escuadra derecha y en el rechace el meta reaccionó bien al disparo de Luis Suárez.

Poco después, Denis Suárez desaprovechaba un mano a mano que el meta argentino tapó a la perfección dejando sin ángulo al centrocampista gallego.

En los últimos 15 minutos del primer tiempo, el conjunto visitante empezó a creerse que podía hacerle daño al Barcelona con el balón y generó más peligro al área defendida por Ter Stegen.

Primero fue el marroquí Oussama Tannane que, tras una internada por la derecha, trazó una asistencia dentro del área que Sergi Roberto salvó antes de que el argentino Jonathan Calleri probara el remate.

Sin precisión en la salida del balón y con pocas ideas en la zona ancha, el Barça solo era capaz de llegar con peligro por la banda derecha. En éstas, Sergi Roberto trazó un centro preciso en el interior del área que Paulinho cabeceó desviado.

Pero la ocasión más clara de los primeros 45 minutos la tuvo Calleri que remató al poste un centro de Tannane, que fue un auténtica pesadilla para Jordi Alba.

Tras la reanudación, Valverde reaccionó y dejó a Paulinho y a Aleix Vidal en el banquillo. En su lugar entraron Iniesta y Rakitic. El objetivo: recuperar el control del balón.

Log in to comment