La Cámara de Comercio Hispana del Norte de Virginia se pronuncia sobre el TPS

La Presidenta Susana Mariño lamenta la decisión que afecta a la familias salvadoreñas

Ante el anuncio del gobierno de Donald Trump de dar por terminado el beneficio de Régimen de Protección Temporal (TPS) para unos 190.000 salvadoreños a partir del 9 de septiembre de 2019, la Presidenta de la Cámara de Comercio Hispana del Norte de Virginia, Susana Mariño, declaró para El Tiempo Latino sobre esta decisión.

La Secretaria del Departamento de Seguridad Nacional, Kirstjen M. Nielsen, anunció este lunes 8 que no renovarán el TPS ya que las razones originales por la cual fue otorgado en el 2001 tenía que ver con los devastadores efectos de los terremotos de 2001 en esa nación.

Según su opinión, ¿Cuál sería el impacto de la medida anunciada por el DHS y cómo afectaría a la comunidad salvadoreña?

—Para la comunidad salvadoreña estas son horas de mucha angustia para muchas familias, ya que según la organización National Immigration Forum existen aproximadamente unos 200.000 salvadoreños, 57.000 hondureños, y 50.000 haitianos residenciados en EEUU que vinieron a este país amparados por el TPS. De este número, un 88% trabajan, son dueños de viviendas y tienen sus propios negocios. En el caso de la región metropolitana de Washington DC existen aproximadamente unos 32.000 salvadoreños que residen actualmente en esta área y existen ya cerca de 21.000 niños nacidos aquí de padres que están afectados directamente por esta decisión.

¿Cuáles serían las consecuencias económicas para la región NOVA según las estadísticas que usted maneja, e incluso el impacto a nivel nacional?

Esta decisión arbitraria e impulsiva por parte de la administración actual, dejaría pérdidas millonarias al fisco por las contribuciones ya establecidas a Medicare, Seguro Social y Producto Interno Bruto, así como también la empresa privada se verá muy afectada según Immigrant Legal Resource Center, ya que se calcula que los empresarios sufrirán perdidas calculadas en $967.000.000 de dólares al tener que buscar reemplazo a todos estos trabajadores que se ven obligados a salir de EEUU. Si tomamos en cuenta, que 50.000 trabajan en construcción, 27.000 son dueños de negocios, 32.000 trabajan en la industria de los alimentos y aproximadamente más de 10,000 trabajan en cuidado infantil, ya se pueden calcular perdidas que nos afectarán a todos sin excepción.

¿Cómo piensa actuar la NOVAHCC ante esta medida?

Desde hace unas semanas atrás, ya nuestro equipo de asesores y directiva de la Northern Virginia Hispanic Chamber of Commerce, nos hemos reunido para evaluar el impacto económico en la región. La Cámara debe evaluar cuantos de nuestros miembros se ven afectados, así como el impacto general a los salvadoreños dueños de negocios y empleados en Virginia. Por mi evaluación hecha puedo prever que dicha acción afectará, sin lugar a duda, a la industria de la construcción, de restaurantes y hotelera, así como demás áreas de servicios en general. En este sentido, nuestra Cámara será la voz de los empresarios en general, que se verán afectados con esta medida. También vamos a concretar en las próximas semanas, reuniones con los congresistas de Virginia, entre ellos, Bobby Scott, Colette McEachin y Gerry Connolly.

Si desea comunicarse con Susana Mariño puede enviarle un correo electrónico a smarino@novahispanicchamber.com o llamarla al teléfono 703-468-2425. Teléfono de NOVAHCC (703) 468-2425 y el correo es info@novahispanicchamber.com Twitter @novahcc

Log in to comment