¿Qué quedará del Obamacare sin navegadores?

La decisión de la administración Trump anunciada el martes 10 de julio de reducir drásticamente los fondos de las organizaciones sin fines de lucro que ayudan a los estadounidenses a comprar cobertura de salud provocó indignación entre los defensores de la Ley de Cuidado de Salud Asequible (ACA). Usando palabras como "inmoral" y "de corazón frío", lo vieron como el último acto de sabotaje de los republicanos contra el Obamacare.

Pero a medida que se acerca el sexto período abierto de inscripción de ACA en noviembre, es poco probable que la falta de asistencia en persona sea un desastre para las personas que buscan cobertura, aseguran expertos en seguros de salud.

"Creo que solo tendrá un impacto muy pequeño en la inscripción para 2019", dijo William Hoagland, vicepresidente senior del Centro de Políticas Bipartidistas en Washington.

Pero combinado con otras acciones recientes de la administración Trump, la decisión marca un tono negativo, agregó Hoagland.

"Por supuesto envía una señal de que la administración no está promoviendo la inscripción", dijo.

Los Centros de Servicios de Medicare y Medicaid (CMS) anunciaron que están reduciendo el dinero para financiar el trabajo de los navegadores, expertos en navegar el mercado que ayudan a las personas a inscribirse y comprar o cambiar de plan de salud, o averiguar si califican para Medicaid, de $36 millones a $10 millones para el próximo período de inscripción de 45 días.

Esta reducción se produce un año después que la administración Trump bajara en un 40%$ el presupuesto de $62.5 millones para los navegadores, además de eliminar la ayuda para publicidad y otras actividades de alcance comunitario.

Seema Verma, administradora de los CMS, dijo que los navegadores que operan en los 34 estados que utilizan el mercado federal -incluidas muchas organizaciones de salud y religiosas- fueron ineficaces y habían dejado de ser útiles.

Señaló que ayudaron con menos del 1% de las inscripciones en 2017, aunque reconoció que los navegadores "ayudan" solo si los consumidores se inscriben en persona.

Los CMS también señalaron que, después que se redujo la financiación de los navegadores el año pasado, la inscripción general en los planes de Obamacare aumentó ligeramente (contando los que pagaron las primas del primer mes) a 10,6 millones de personas.

Florida Blue, la aseguradora que registra la mayor inscripción de consumidores a través del Obamacare a nivel nacional, dijo que no extrañará la ayuda de los navegadores financiados por el gobierno federal.

"Dada nuestra exclusiva estrategia utilizando nuestros corredores en centros minoristas junto con nuestros esfuerzos de televentas, nuestros agentes de campo y esfuerzos directos de inscripción en el mercado, no dependemos de los navegadores para inscribir a los miembros de ACA", dijo Paul Kluding, vocero de Florida Blue.

Greg Fann, miembro de la Sociedad de Actuarios, dijo que el papel de los navegadores ha sido exagerado.

"Soy un hombre de números, y lo que realmente le importa a la gente son los números y el precio de la cobertura", dijo. Casi 9 de cada 10 personas que compran cobertura en los intercambios de ACA califican para recibir subsidios federales en función de sus ingresos, y la cantidad de esos subsidios subieron el año pasado debido a un aumento en las primas de los planes de plata.

Log in to comment