DC United echa un vistazo al mercado para fortalecerse

En el análisis se asomaba con altas posibilidades de trascender, pero ha demostrado ser mucho mejor

No hay tiempo que perder. Si se quiere ser mejor se debe contar con lo mejor. Esa es la filosofía del DC United, cuyo buen arranque en la temporada 2019 de la Major League Soccer (MLS) no lo detiene al momento de buscar debilidades para potenciarlas, algo que también aplica para las fortalezas de la organización de la capital de Estados Unidos.

Uno de los conjuntos más regulares del curso atraviesa por un momento en el que el mercado se vuelve un escenario apetecible para adquirir piezas con la calidad suficiente para brindarle mayor confianza al grupo, animándose a planificar más allá de la ronda regular, caso conocido en 2018, cuando la segunda mitad fue lo suficientemente buen para meterse en playoffs, etapa que los vio despedirse temprano.

De esos tropiezos aprendió el conjunto rojinegro, el cual encontró en un movimiento en junio su tabla de salvación: Wayne Rooney. Esa adquisición cambió por completo la cara y las sensaciones, algo que ya encuentra regularidad en el calendario, y del cual quieren vivir; no obstante, esa renta no es suficiente. Como toda larga zafra, las lesiones están a la vuelta de la esquina, así como otras situaciones en las que el bajo rendimiento puede pasar factura a uno o varios elementos, apartando del éxito a un club que en el análisis se asomaba como uno con altas posibilidades de trascender, pero que ahora ha demostrado ser mucho mejor de lo que dictaba la teoría.

La posible vuelta a casa

El corazón de Yamil Asad palpita al ritmo que juegue Vélez Sarsfield. El volante argentino ha pasado la mayor parte de su carrera vistiendo los colores del cuadro fortinero; sin embargo, el éxito individual luego de 10 temporadas como profesional pone todo el peso sobre sus labores con el combinado de la capital de Estados Unidos en 2018, cuando encontró su mejor versión goleadora, con nueve dianas, dejando atrás las siete anotaciones que un año antes había protagonizado con el Atlanta United, campeón del pasado curso en la MLS.

El mediocampista encajó a la perfección en el planteamiento de Ben Olsen, por lo que su salida y regreso a Vélez fue duro; no obstante, desde D.C. buscaron amarrar a la joya pese a que el equipo de sus amores lo llamaba otra vez.

Dueños de sus derechos en la liga, el DC United podría tomarlo nuevamente en cualquier punto de la temporada, un plus al no depender de lo que implique el deadline trade. Los rumores han involucrado a la gerencia con Asad, quien podría volver a dar el salto a territorio norteamericano con el conjunto rojinegro.

Mantener el talento

Cuando el mercado invernal de fichajes de Europa subió el telón, uno de los elementos de la MLS que estuvo próximo a salir al Viejo Continente fue Luciano Acosta. Una de las piezas de mayor proyección de la franquicia capitalina, estuvo en la órbita del todopoderoso Paris Saint Germain, campeón de la Ligue 1 de Francia y uno de los clubes con mayor poder económico del planeta fútbol.

Log in to comment