Anacostia High School

La estudiante viene a pedir una prueba de embarazo, la segunda vez en pocas semanas.
Tiene 15 años y vive con su novio. Él quiere tener hijos, y dice que no usará protección. Ella dice que lo ama. Pero no quiere quedar embarazada: sabe cuánto más difícil sería terminar la escuela secundaria.
En muchas escuelas, esta joven solo habría recibido algunos consejos de una enfermera escolar. Pero aquí, en Anacostia High School, en Washington, DC, recibe algo más de la partera Loral Patchen.

  • photo thumbnail
  • photo thumbnail
  • photo thumbnail
  • photo thumbnail